TARTA CLÁSICA RÁPIDA DE MANZANA

julio 31, 2013

EASY & FAST APPLE CAKE

     Ya había publicado antes un post con una tarta de manzana sin huevo que está deliciosa. Esa es la que yo he estado haciendo siempre y me encanta pero, mirando recetas por ahí, me encontré con que también se hacía con huevo, levadura, sin hojaldre... vamos como si fuera un bizcocho. Y es que creo, que el mundo de la tarta de manzana es infinito porque hasta he visto, por ejemplo, en el blog de El aderezo, que se le puede echar una cucharadita de cúrcuma. (La próxima vez la haré así, a ver qué tal. Si os animáis, ya sabéis). Pero bueno, yo os voy a poner aquí mi receta, clásica, sencilla y rápida, que estamos en verano y el horno cuesta un poco de pereza encenderlo porque hace muuuucha calor, jeje!!


     ¿Os habéis fijado en el servilletero? Es precioso, ¿verdad? Los hace mi madre. Es una artista del crochet y no porque lo diga yo que soy su hija. A ver si en próximos posts os pongo otras cositas que hace ella para que me lo digáis vosotros mismos.
     Bueno, vamos a por la receta.

TARTA CLÁSICA RÁPIDA DE MANZANA

Ingredientes:
1 vaso de azúcar
2 vasos de harina de repostería
1 vaso de leche
4 huevos L
1 sobre de levadura
6 manzanas grandes (2 para decorar)
El zumo de medio limón
Mermelada de albaricoque o melocotón (para decorar)

Preparación:
  • Precalentar el horno a 180º, calor arriba y abajo y preparar un molde de bizcocho, engrasándolo y enharinándolo (o como yo lo hice, con papel de horno).
  • En el vaso de la batidora, echar las 4 manzanas, peladas, descorazonadas y partidas en trocitos. Batir hasta hacer un puré.
  • A continuación, en el mismo vaso, echar el resto de los ingredientes. Batirlo hasta que esté todo homogéneo y sea una masa líquida.
  • Pelar las dos manzanas para decorar y descorazonarlas. Partirlas en laminitas.
  • Echar en el molde preparado la masa y poner encima las laminitas de manzana haciendo círculos.
  • Meter en el horno durante 1 hora.
  • Pasado el tiempo, pinchar con un palillo para ver si está bien hecha y si no, dejar otros 5 minutos más.
  • Echar una buena capa de mermelada por encima.
  • Dejar enfriar en el molde.

   A mí me gusta el sabor un poco ácido de esta tarta que le aporta el limón, por eso, le echo un poco más de medio limón. Depende de como a vosotros os guste, echad más o menos. Igualmente me ocurre con la mermelada y es que, me gusta más la de albaricoque porque está más acidita pero, podéis ponerle la que os guste más.
     Esta tarta está muy buena fresquita así que, si no tenéis prisa, podéis meterla en el frigo antes de comerla.
     Sabed también que, la cantidad de azúcar no es mucha, por lo que no está extremadamente dulce y no es nada empalagosa. 
     El libro de los gustos está en blanco y, esta tarta admite casi todo para que quede perfecta. Así que, animaos y probad a hacerla porque es una delicia, sobre todo para el desayuno o la merienda porque es bastante ligera.





     

Comparte esta entrada

Entradas relacionadas

Comentarios

Archivo del blog

Google+ Followers

SIGUEN DE CERCA ESTE BLOG...

visitas